domingo, 30 de enero de 2011

Tú,la razón de mi sonrisa.

Tengo que conseguirlo. No sé cómo pero tengo que hacerlo. Fue su sueño. Era su sueño. Es su sueño. ¿Cómo hacerlo?. ¿Qué escribir?. Hoy sé lo que siento. Hoy sé lo que quiero. Hoy lo vi claro. Enfrentada a ti, sin saber bien cómo expresarlo, pero decidida. Estas cosas no se pueden dejar pasar. Es una oportunidad y si no...se te escapa. Y no podía, no puedo dejarle escapar. Se presenta ante mi como algo bellísimo, precioso, único, irrepetible, dulce y original. Tengo que hacerlo. Y ahora estás aqui. Delante de mi. Mirándome a los ojos. Con un brillo especial y no se me ocurre la mejor manera de decirlo. Creo que lo mejor será ser directo, sin tapujos. Olvidarme de la forma y darle importancia al contenido. Sé que tus sentimientos son como los míos, claros, sinceros, suaves. Pero, ¿y si no es así? ¿Qué debo hacer? Estoy dándole demasiadas vueltas al asunto, espero no ser muy pesada, así que te lo diré, sin titubear. Quería decirte que te quiero. Eres la razón de mi sonrisa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario